_____________________________

_____________________________

domingo, 30 de agosto de 2009

Cota 242

Hacia tiempo que me venia rondando la cabeza buscar una cota 242. Más de un año. Y mucho más tiempo buscando una cota de las de mediana cilindrada. Habia pensado en una 247 que estuviera entera, siempre pensando en montar con ella y correr triales. Mi 247 VUK, descartada, porque me ha costado mucho dejarla en el estado que está, como para en una salida rebozarme con ella y echarla a perder. Además, y ya se que parece absurdo y hasta estúpido, pero es como una irreverencia trialear con ella.
Me atrajo también la cota 172, difíciles de conseguir y la cota 200, aunque no terminaba de convencerme. Y apareció la cota 242, un modelo del que tengo vagos recuerdos de la época, aunque si grabada en la cabeza. Esta moto tiene un palmares pobre pues no ganó nunca nada importante, las italianas estaban ya aquí, pero si que dio un cambio de filosofía en Montesa hacia motos ligeras y manejables antes que potentes. Este cambio llegó tarde a Montesa como muchas otras cosas, pero era lo que podía hacer la fábrica en una situación realmente difícil.
Lo que me seducía del modelo:
  • Cuarto de litro.
  • Ligera y manejable.
  • Basculante de aluminio.
  • Conjunto depósito sillín típico de las cotas pero actualizado.
  • Freno delantero de la 349.

Después de valorar tres o cuatros motos de este modelo, lo dejé pasar un tiempo, hasta que apareció el anuncio de la que es hoy mi moto de un cordobés. La moto estaba con la apariencia de las fotos del anuncio de Todotrial,en buen estado de conservación. Por lo menos el aspecto era de haber sido una moto cuidada.
Me la enviaron por Seur y enseguida la puse en marcha. No tenía mucha compresión, sobre todo si la comparaba con la 349, pero el sonido es limpio y de "todo en orden", salvo un pequeño arrastre del motor que sospecho es el engranaje de primaria, aunque creo que sin importancia.
La carburación no es posible afinarla y desmontando el carburador Amal original me encuentro con una campana realmente desgastada.
Después de consultar precio en UK de los repuestos que necesito para el Amal, me parece que me voy a decantar por un Dellorto.
Desmontada la rueda de atrás para, entre otras cosas ajustar el tensor de cadena que estaba doblado, compruebo que la rueda y el basculante carecen de ningún juego en  los rodamientos. Por cierto, el peso del basculante junto con el guiado mediante rodillos lo hacen extraordinariamente liviano.
Los amortiguadores NJB con los que viene la motos están en bastante mal estado, teniendo uno de ellos cierto agarrotamiento en la parte inicial del recorrido, que habrá que solucionar.

En cuanto al aspecto dinámico decir que la moto es nerviosa de dirección, has de ir un poco más rápido para que no baile el manillar y muy ligera del tren delantero. La rueda delantera la pones dónde quieres y la trasera con el basculante largo absorbe bien las piedras y los escalones. ¡Qué bien iría con unos magicals esta moto! Pero son una pasta gansa que no pienso de momento gastármela. La moto gira en la palma de la mano, mucho más que la cota 349 y tipo las modernas, o eso me lo parece.
En fin, creo que voy a disfrutar de lo lindo con esta nueva adquisición.

2 comentarios:

Jose María dijo...

Buena moto y no suena mal. Para los triales ratoneros que hacen ahora, es más competitiva que la 349 aunque le falta la potencia ésta.

En lo que no estoy de acuerdo es en que sería una afrenta o algo parecido usar la 247 para hacer trial. Esa moto nació precisamente para eso.

En cualquier caso, enhorabuena por la moto.

nacho247 dijo...

La cota 247 es la moto de trial por antonomasia. Cota 247 es igual que moto de trial. Moto de trial es igual que cota 247.
Mi estúpido problema es que la tengo tan pintadita, cromadita, con pegatinas nuevas y con un lazito rosa (esto último no) que me da no sé qué rebozarme con ella, que soy muy patoso.

Ya no podremos ir a Cabrianes. ¡Qué mala suerte! ¡Para decidirme a ir por primera vez y lo suspenden! Cuan, cuan, cuan...